Ingles III v1 1bi [7857]
  Derecho penal v1 1-1bi [1067]
  Derecho ambiental v1 1b [5843]
  Antropologia v1 1bi [3966]
  Logica Juridica 2do bi [1421]
  Derecho Civil IV 2do bi [4313]
  Derecho Administrativo 2do bi [2698]
susesion_por_causa 1er bi [9572]
Derecho Civil III 2do bi [8714]
Ingles III v1 1bi [7857]
Logica Juridica 1er bi [6921]
Derecho ambiental v1 1b [5843]
Derecho Civil IV 2do bi [4313]
Antropologia v1 1bi [3966]
tupoeta 7 semanas
imbini 57 semanas
tapa0520pa 59 semanas
xiaoou39 71 semanas
ppals199 75 semanas
Usuario: Contrasea:
No cerrar sesin        
SEORA DE LA ALTA SOCIEDAD. 20282 0
Mi Pelucona 13282 0
VICTORIA 11181 0
Por amor, no por negocio 14633 0
NIO DELINCUENTE 23399 0
Mp3 Player
Mp3 Player

Navegacin

Usuarios Conectados
Invitados: 3

Miembros: 0

Total Miembros: 140
ltimo Miembro: imbini

Meine Freunde

Du musst eingeloggt sein, um deine Freunde sehen zu können!


Nuestro Catlogo

Anuncios clasificados



0 Anuncios clasificados


Version 5.00

Mis amigos
Mis amigos
Lista de Miembros


All contact: 0

Random Media

Iniciar Sesin
Bienvenido Invitado
Login


No eres miembro?
Regstrate aqu.

BUSCADOR










 

Smiley face
         Historia de un sacerdote violador
Diario

 

Historia de un sacerdote violador de más de 120 niños: Nicolás Aguilar Rivera

México. Nicolás Aguilar Rivera, sacerdote pederasta y fugitivo de la justicia, ha gozado de total protección y encubrimiento de la iglesia, de una parte del obispo de Puebla, Rosendo Huesca Pacheco y por otra del arzobispo primado Norberto Rivera Carrera, ex candidato al papado y polémico líder de los congresos de exorcistas.
Vale la pena mencionar queen México hay 65 sacerdotes acusados de abuso sexual contra menores y que en 2005 (diciembre), se sospechaba que unos 40 de estos, pertenecen a losque escaparon de la justicia estadunidense.

De los sacerdotes violadores, el prontuario de Nicolás Aguilar es uno de los mas escalofriantes.

Inicia su pederastia desde su paso por el seminario al final de los setenta, en la década de los ochenta siendo párroco en Tehuacán-Puebla, atacó y violó acólitos hasta que en 1986 apareció mal herido en la cabeza, la fuerte contusión se la propiciaron mientras mantenía relaciones sexuales con dos muchachos

Por lo anterior en 1988 se trasladó al sacerdote a la diócesis de Los Ángeles argumentando problemas de “salud” y “familiares” no obstante volvió a México en 1989 huyendo de la justicia por denuncia de 26 violaciones a niños en Los Ángeles.
Siendo prófugo,para encubrirlo, su iglesia lo envió a una “clínica” del apostolado donde se aplican terapias a curas para combatir homosexualidad, pederastia o alcoholismo.
Previo al año 1995 fue incorporado a la parroquia San Antonio de las Huertas, a cargo de los monaguillos, quienes también fueron sus victimas de violación.
 En ese mismo año regreso a Tehuacán a las parroquias de la Virgen de Juquilita, de San Vicente Ferrer y de San Nicolás Tetitzintla, como responsable los niños que ayudaban en las distintas actividades pastorales.

Unos 60 niños entre cinco (5) y trece años (13), que vivían en las colonias populares Viveros, Aeropuerto, La Huizachera, Aviación y Emiliano Zapata mientras realizaban “preparación para primera comunión” tuvieron contacto con el violador.
En 1997 se dieron conocer públicamente denuncias de 60 niños de “Sierra Negra”.
El proceso 6 de 1998 duró cuatro años, le dieron sentencia a un año de prisión por “ataques al pudor”. Nunca pisó la cárcel, mantuvo libertad bajo fianza costeada por el Vaticano.
 Mas inaceptable en su conducta fue, que tuvo el cinismo de demandar por difamación a Joaquín Aguilaruno de los niños a quien violó en 1995.
Finalmente, tras la denuncia y para tristeza de la victima, en un proceso que duró siete años para demostrar el abuso sexual a Joaquín, la iglesia financió abogados para que precluyeran el proceso y finalmente fue cesado por prescripción de los hechos.

De los más de 120 niños abusados sexualmente por el Sacerdote Nicolás Aguilar Rivera existen testimonios desgarradores, narrados por las victimas.
Casos de vidas destruidas desde la infancia con profundo dolor ante el encubrimiento, impunidad y el horror de las victimas de saber que pese a sus denuncias los violadores continuaban destruyendo vidas de otros niños en tanto que la única preocupación de los Jerarcas de la iglesia católica era pagar e intervenir para ocultar las fechorías de sus miembros confirmando así la clase de cueva de bandidos que ha sido ”El Vaticano” y su máximo representante, el Papa de turno.

Usaba el miedo a niños como estrategía para violarlos sexualmente

En su declaración del 27 de noviembre de 1997, Joaquín Rodríguez González de 12 años, estudiante de primero de secundaria, declaró que conocía al padre Nicolás desde hacía seis meses.
Explicó que acudía a su casa para recibir “las pláticas de la doctrina” los sábados a las 18 horas.
 “La primera vez llegamos cincuenta, después aumentamos, pero al final íbamos como diez niños porque que el padre Nicolás, a los que íbamos nos obligaba a hacer cosas.
Al mes me empezó a abrazar y después de las pláticas me decía que me quedara… me pasaba a su casa.
La primera vez dijo que yo le gustaba, me acaricio metiéndome las manos debajo de la camisa.
 Le pregunte que qué le pasaba, por qué hacía eso; dijo que “yo le gustaba”.
 Me amenazo para que no lo contara a nadie.
Seguí yendo a las pláticas porque era coordinador, al siguiente sábado, me dijo que me quedara y como a las ocho de la noche me llevó a su recámara… me quitó el pantalón, se quito toda su ropa, quedó completamente desnudo.
Me obligó a que mi pene se lo metiera a él en la cola.
 Lo que hizo fue ponerse ante mí, se agacho, quede parado atrás de él, ahí le metí mi pene y él se movió para adelante y para atrás… no me dejo ir durante bastante tiempo hasta que él se canso, me dijo que se lo sacara.
Después me dijo que me vistiera, me fuera pero que no le dijera a nadie.

Esto ocurrió varias veces, máximo un mes, pero yo no le decía a nadie porque me daba miedo que le hiciera algo a mi familia , pero al fin yo dejé de ir a las pláticas a su casa y empecé a ir a la capilla de la colonia Aviación.
El 16 de noviembre del año 1997 después de las pláticas, el padre llegó a la capilla y dijo que si alguno de nosotros hablaba mal de él se las iba a pagar, por miedo me fui a Puebla a la casa de mi tía Guadalupe.

El miedo de un menor, es pues, para este sacerdote violador, una estrategia perfecta para acceder a las familias de los niños, ganar confianza y posteriormente abusar sexualmente de ellos.
 Sabe que no solo los niños mantendrán silencio, también lo harán sus cómplices, obispos y demás superiores de la iglesia Católica.

Historia de un sacerdote violador

tupoeta el 23 septiembre 2012 · 0 Comentarios · 10534 Lecturas · Imprimir

Facebook Like:


         Comentarios
         Comentarios
No hay comentarios.
         Enviar Comentario
Debes iniciar sesin para publicar un comentario.
         Valoraciones
La valoracin slo est disponible para miembros.

Inicia sesin o regstrate para votar.

No hay valoraciones.
Encuesta Pblica
Por la Consulta Popular VOTARÁS:

SI

NO


Conectar va Facebook
Conectar va Facebook

Facebook Like

Shoutbox
You must login to post a message.

26-12-2012 08:28
Bienvenidos a la web mas romantica de toda la red

Incorrect integer value: '' for column 'id' at row 1
Estadsticas
Visitantes online: 3
Usuarios Conectados:
no members online


Usuarios registrados: 140
Nuevo usuario: imbini

Visitantes de hoy: 0
Visitantes Conectados: 3
Max. onlinerecord: 346
Max. por da: 7358
Visitantes de ayer: 0
Visitantes del mes: 0
Total de visitantes: 2390185

ltimas 24h:
- not yet available -

         Contactar
Tu Nombre:
Email:
Asunto:
Mensaje:
Cdigo de Validacin:

Introduce el Cdigo de Validacin:
Enviar preguntas

3,366,125 Visitas nicas